ASOCEX

  • Cámara de Comptos de Navarra
  • Sindicatura de Comptes de Catalunya
  • Sindicatura de Comptes de la Comunitat Valenciana
  • Consello de Contas de Galicia
  • Tribunal Vasco de Cuentas Públicas
  • Cámara de Cuentas de Andalucía
  • Audiencia de Cuentas de Canarias
  • Cámara de Cuentas de la Comunidad de Madrid
  • Sindicatura de Comptes de les Illes Balears
  • Consejo de Cuentas de Castilla y León
  • Sindicatura de Cuentas del Principado de Asturias
  • Cámara de Cuentas de Aragón

Análisis bibliométrico de una década de artículos sobre e-participación: estado actual y futuras lineas de investigación

Abr 30, 2012 en 56, Hemeroteca, NUEVAS TECNOLOGÍAS | 0 comments

Laura Alcaide Muñoz
Raquel Garde Sánchez
Manuel Pedro Rodríguez Bolívar
Departamento de Economía Financiera y Contabilidad
Universidad de Granada

Análisis bibliométrico de una década de artículos sobre e-participación: estado actual y futuras lineas de investigación


RESUMEN:
Las nuevas tecnologías tratan de fomentar la participación de los ciudadanos en los asuntos públicos, buscando el impulso por parte de los responsables políticos y gestores públicos para que se utilicen, a fin de crear modelos de gestión más asequibles, participativos y transparentes. Sin embargo, a pesar de la relevancia del proceso de e-Participación en las administraciones públicas, los estudios previos han puesto de relieve la escasa madurez de este campo de investigación. En este artículo se presenta una revisión crítica de la literatura existente con el fin de perfilar la investigación sobre e-Participación entre 2000 y 2010. En este sentido, el objetivo es el identificar las tendencias en materia de investigación en los países desarrollados de Europa y EE. UU., las metodologías de investigación empleadas en los estudios publicados en revistas internacionales, las Universidades que mayores aportaciones realizan, así como las futuras oportunidades de investigación.

ABSTRACT:
The Information Technologies and Communications seek to promote citizen participation in public affairs, and promoting public managers to use them in order to create more affordable, participatory and transparent public sector management models. However, previous studies have highlighted the lack of maturity of this field of research. This article presents a critical review of existing literature to outline the research on e-Participation between 2000 and 2010. In this sense, the aim of this article is to identify trends in research in developed countries, such as Europe and USA, research methodologies used in the studies published in international journals, the universities that made major contributions and future research opportunities.

PALABRAS CLAVE: Auditoría, Urbanismo, Financiación de las haciendas municipales, Informes de fiscalización de los organos de control externo.
KEYWORDS: Audit, Urban planning, Financing for local tax authorities, External regulating bodies auditing reports.


1. INTRODUCCIÓN

En los últimos años, las tecnologías Web 2.0 ofrecen a las administraciones públicas nuevas formas de interactuar con los ciudadanos y conocer su opinión, tales como correos electrónicos, chats, reuniones en línea y foros de discusión, transacción en línea, blogs, voto electrónico, encuestas en línea (Jiang y Xu, 2009), lo que permite promover la participación de los ciudadanos en los asuntos públicos, pudiendo ser aprovechadas por los gestores públicos para crear modelos de gestión más asequibles, participativos y transparentes (McMillan et al., 2008).

Estas tecnologías tratan de aumentar la confianza pública en el gobierno (Klijn et al., 2010), el seguimiento del comportamiento de los gestores públicos y los responsables políticos (Huy y Hayllar, 2010), y promover el proceso de democrático al facilitar el debate y la discusión sobre las cuestiones importantes de interés común (Jaeger, 2005). Además, permite a los ciudadanos a participar en los grupos de presión en línea (Quintelier y Vissers, 2009), a participar en la gestión del sector público y estar informados sobre la legislación vigente, políticas y servicios (Osimio, 2008).

Sin embargo, a pesar de la importancia del proceso de e-Participación en las administraciones públicas, la investigación en este campo ha puesto de manifiesto su inmadurez y heterogeneidad (Sæbø et al., 2008). Por lo tanto, bajo la creencia de que la integración de los resultados de evidencias científicas y acumulación de conocimientos derivados de la investigación anterior (Rodríguez et al., 2010), consideramos que es necesario realizar un revisión crítica integradora de la literatura existente en este campo.

Esta revisión se centrará en los estudios realizados en Europa y EE. UU., con países y estados avanzados en materia de e-Gobierno. De esta forma, podremos comprobar el estado actual de la investigación de la e-Participación, identificar tendencias y metodologías empleadas, ayudando a los investigadores en el desarrollo y dirección de sus futuros estudios. En resumen, esperamos ofrecer una comprensión más profunda del significado y alcance del campo de la e-Participación, aspectos que podrían ser aprovechados por los gestores públicos y dirigentes políticos de aquellos países menos avanzados en esta materia.

El resto de artículo está organizado de la siguiente manera. La siguiente sección presenta un análisis de los estudios bibliométricos sobre e-Gobierno y e-Participación. En la sección 3, presentamos la metodología de investigación, para seguir con el análisis de resultados obtenidos en nuestra investigación empírica. Por último, se resumen las principales conclusiones y se presentan algunas cuestiones sobre las tendencias futuras en este ámbito.

2. ESTUDIOS BIBLIOMÉTRICOS EXISTENTES EN EL CAMPO DEL E-GOBIERNO Y LA E-PARTICIPACIÓN

En el campo del e-Gobierno son pocos los estudios bibliométricos que nos podemos encontrar en la literatura. Por un lado, Yildiz (2007) discute las limitaciones de la investigación previa en este ámbito, tales como la vaguedad en la definición de e-Gobierno, y señala la necesidad de estudios empíricos que dieran lugar a nuevos argumentos teóricos, además de nuevos conceptos y categorías. Por otro lado, Heeks y Bailur (2007) centran su análisis en las perspectivas sobre e-Gobierno, la filosofía de investigación y el uso de la teoría. Recientemente, Rodríguez et al., (2010) ofrecen una visión del e-Gobierno que proporciona un análisis de las aportaciones realizadas e indican la posible dirección para futuros análisis en este campo.

En cuanto a los análisis bibliométricos realizados en el campo de la e-Participación, los estudio de Sæbø et al. (2008) y Sandfrod y Rose (2007) proporcionan un punto de partida en el campo de la e-Participación, a través de un análisis que identifica los principales temas de investigación. Sin embargo, nosotros pretendemos ir más lejos, llevando a cabo un profundo examen de las investigaciones realizadas hasta el 2010 en países europeos y estados americanos, con la esperanza de que los investigadores puedan hacer uso de nuestros resultados para establecer relaciones y desarrollar aún más este tema, y también aprovechar las posibles sinergias.

3. ANÁLISIS EMPÍRICO SOBRE LA INVESTIGACIÓN EN E-PARTICIPACIÓN

La e-Participación representa la ampliación, transformación y mayor intervención de los ciudadanos en la vida pública y en los procesos de consulta (Robbins et al., 2008), incrementando la transparencia, mejorando la rendición de cuentas y limitando el alcance de la arbitrariedad en las decisiones y los abusos de poder (Osimio, 2008). De hecho, la e-Participación sería útil si se utiliza como herramienta transformadora de la democracia, mejorando el funcionamiento de las instituciones (Pratchett, 2007), y la mejora de la relación entre el gobierno y los ciudadanos (Scholl, 2010). Sin embargo, la investigación sobre este tema sigue en una fase incipiente, dispersa, carente de una base de literatura clara o enfoque de investigación. Nuestro estudio permitiría mejorar la comprensión de los instrumentos utilizados para promover la participación de los ciudadanos en los asuntos públicos y facilitar así una resolución de los déficits democráticos (Nabatchi, 2010).

3.1. Selección de la muestra

Para ofrecer un completo examen del estado en el que se encuentra la investigación, hemos analizado las revistas de gran prestigio e impacto internacional. Hemos rechazado analizar otro tipo de fuente de difusión del conocimiento, porque consideramos a las revistas indicadores de calidad de la productividad científica (Legge y Devore, 1987). La búsqueda se llevo a cabo en dos fases.

La primera de ellas fue una búsqueda sistemática en las principales bases de datos, tales como ABI/INFORM, ScienceDirect, Scopus, EmeraldInsight, SpringerLink y Business Source Premier, utilizando descriptores o palabras clave tales como “e-Democracia”, “e-Participación”, “participación electrónica”, o “democracia digital” (Sandford y Rose, 2007; Sæbø et al., 2008). Esta búsqueda inicial produjo una lista de revistas en campos muy diversos, aunque se observó que el cuerpo principal de los artículos de investigación de e-Participación se había publicado en revistas que aparecen recogidas en campos como Ciencias de la Información y Biblioteconomía, Administración Pública y Comunicación.

En la segunda fase, se realizó una investigación de los estudios sobre e-Participación publicados en las principales revistas que figuran dentro de estos campos de investigación. Se revisaron todos los artículos de cada una de las revistas, fijándonos inicialmente en el título y resumen de cada uno de los artículos (Lan y Anders, 2000; Plümper y Radaelli, 2004), así como en sus palabras claves. Además, se procedió a la lectura de la introducción de los artículos para analizar el objetivo de la investigación, y determinar los factores relevantes del análisis a desarrollar. Finalmente, en el caso extremo de que para un artículo de la muestra no fuese suficiente con estos criterios de discriminación, procedimos a la lectura completa del mismo.

Como consecuencia de este proceso, disponemos de una base compuesta inicialmente de 13.247 artículos publicados en 36 revistas que figuran en el Journal Citation Reports en los campo de las Ciencias de la Información y Biblioteconomía (10), Administración Pública (18) y Comunicación (8) durante el periodo comprendido entre Enero de 2000 y Diciembre de 2010. De estos artículos, 189 cumplieron con los criterios de selección establecidos, y se centraban en la e-Participación en los tres ámbitos analizados –Ciencias de la Información (52), Administración Pública (63) y Comunicación (74)-. Además, 52 artículos fueron excluidos, ya que no trataban la e-Participación en Europa y EE. UU., o consistían en revisiones de literatura genéricas –véase Tabla 1-.

Cuadro Página 114  nº 56.jpg

3.2. Metodología de investigación

Con la intención expresa de alcanzar el objetivo establecido en esta investigación, cada uno de los artículos incluidos en nuestra base de datos fue catalogado, usando para ello MS Excel software, el año de publicación, el título de la revista, la afiliación institucional de los autores (departamentos y universidades), el país en el que se realiza la investigación, el principal tema tratado y la principal metodología utilizada. Cuando el artículo examinaba múltiples metodologías, se evitó la doble contabilización del mismo centrándonos en el objetivo principal de la investigación y en la metodología utilizada para su cumplimiento. En este sentido, fue esencial identificar el objetivo principal del documento científico.

La determinación de las temáticas analizadas en los artículos y las metodologías aplicadas se ha obtenido mediante la aplicación de un análisis de contenido exploratorio de cada uno de los artículos, que permitió poner a prueba por primera vez los datos (Krippendorff, 1980). Durante esta fase de investigación se utilizó el paquete de software QSR NVivo en su octava versión, con la intención de automatizar la codificación de artículos (Frasser, 2000). Esta codificación se llevó a cabo usando la opción de construir etiquetas aleatorias que permite el software, alcanzándose una estructura de conceptos jerarquizada.

Para esta fase de codificación, los investigadores celebraron varias reuniones para l
a determinación de las etiquetas y las temáticas finalmente elegidas en consenso –véase tabla 2-, para posteriormente procederse a una codificación por separado de cada uno de los artículos que componen la muestra (Lan y Anders, 2000), y se discutieron las controversias existentes hasta alcanzar un consenso en la definición de las categorías que se analizan en este trabajo.

Cuadro Página 115 nº 56.jpg

4. DISCUSIÓN DE LOS RESULTADOS

4.1. Análisis comparativo de los resultados de investigación sobre e-Participación en Europa versus Estados Unidos

El gran interés suscitado por el uso de diferentes herramientas en línea traten de fomentar la participación ciudadana en la vida pública, se refleja en un aumento gradual de la cantidad de investigaciones llevadas a cabo en el campo de la e-Participación en los últimos años (Gráfico 1), especialmente en relación con la e-Democracia (37,50%), la e-Deliberación (31,25%), la toma de decisiones electrónica (28,13%), y la e-Campañas electorales (26,04%) –véase la Tabla 3-. Aunque la tendencia general en la publicación de estudios de investigación es similar en los EE. UU. y Europa, el crecimiento ha sido ligeramente más fuerte entre los estudios centrados en los EE. UU., publicados desde 2008.

                Cuadro Página 116 nº 56 copia.jpg

El gráfico 1 muestra que se produjo una reducción en el número de artículos publicados durante el año 2005, pero seguido de un fuerte aumento en 2010. Este incremento se debe probablemente al interés despertado entre los investigadores en la determinación de cómo se hace un mayor uso de las redes sociales en el curso de las campañas políticas (Lattimer, 2009), junto con la necesidad actual que sienten los ciudadanos a presentar sus preocupaciones sobre las propuestas políticas, la creación de grupos en línea que permiten la interacción entre los miembros con puntos de vista en común, lo que produce el intercambio de opinión y de comprensión (Chang y Jacobson, 2010; Klijn et al., 2010).

En la evolución cronológica de los temas de investigación (Tabla 3), la e-Deliberación en los EE. UU. muestra una clara tendencia al alza en los últimos años, principalmente debido al potencial mostrado por los procesos de deliberación para involucrar a los ciudadanos dentro de una red moderna y colaborativa estructura gubernamental (Nabatchi, 2010). Esta tendencia también se puede ver en los estudios de los avances en la toma de decisiones electrónica en Europa desde 2008. Además, desde 2004, los investigadores han mostrado especial interés en el uso que hacen los políticos de herramientas interactivas y las redes sociales para logar una mayor participación de los ciudadanos en las campañas electorales, tanto en los EE. UU. y en Europa. Sin embargo, menos atención se ha prestado al voto electrónico, aunque este sistema podría desempeñar un papel importante en la revitalización de los electores, despierta muchas inquietudes (Kenski, 2005).

Cuadro Página 117 nº 56.jpg

Por otro lado, existen temas que han sido escasamente tratados, tales como e-Activismo (1,04%), las formas especializadas de participación en apoyo de una proposición particular o por e-Petición (2,08%), la participación en partidos políticos y los procesos de los grupos políticos (5,21%), y las encuestas de opinión electrónicas que utilizan técnicas de muestreo (1,04%).

Sin embargo, la presencia de la investigación en e-Participación es todavía escasa, ya que los artículos publicados en este campo en la revista incluidas en el JCR constituyen sólo el 1,42% de todos los artículos publicados, distribuidos uniformemente entre las tres categorías seleccionadas –véase la Tabla 1-. En este sentido, mientras que existe una clara preferencia por tres revistas en el campo de la Comunicación por publicar este tipo de investigación, el 71,23% de los artículos se publican en New Media and Society, Journal of Communication y Media Culture and Society, en el campo de la Administración Pública hay una preferencia por cuatro revistas, Public Administration Review, Administration and Society, American Review of Public Administration y Public Administration, que en conjunto representan un 63,46% de los artículos publicados. En el caso de las Ciencias de la Información y Biblioteconomía, el 79,03% de los artículos se encuentran publicados en revistas como Social Science Computer Review, Aslib Proceedings, Government Information Quarterly y Information and Society.

Con respecto al análisis de la e-Participación en los EE. UU., la mitad de los artículos se publican en las revistas en los campos de Administración Pública (Public Administration Review y Administration and Society), y Comunicación (New Media and Society, y Journal of Communication), mientras que casi la mitad de los artículos relativos a la e-Participación en Europa se publican en revistas que se centran en Administración Pública (Public Administration, y Local Government Studies), y en Ciencias de la Información (Social Computer Review, y Aslib Proceedings).

4.2. Metodologías usadas, áreas de conocimiento y preferencias por las revistas

Centrándonos en las metodologías utilizadas en los artículos publicados sobre la e-Participación, se observa una preferencia por el uso de métodos de investigación empíricos. En lo que respecta a EE. UU., el porcentaje de estudios empíricos (88,73%; 63/71), es menor que los correspondiente a investigaciones en Europa (93,7%; 60/64) –ver Tabla 4-. Además, se producen tendencias opuestas, cuando la e-Participation es analizada en EE. UU., el 52,52% de los artículos emplean metodologías cuantitativas, mientras que cuando los casos son analizados en Europa el 75% de las metodologías empleadas son cualitativas. Además, podemos observar que se produce un cambio de uso de metodología en EE. UU. en el año 2002, mientras que en Europa no es hasta el 2008 cuando parece producirse un cambio.

Cuadro Pagina 118 nº 56.jpg

Como se puede observar en la tabla 5, las metodologías empleadas son múltiples y diversas, aunque existen tendencias claras. En el caso particular de estudios en Europa, e-Comunidad (40%) e-Democracía (42,86%), e-Toma de decisiones (69,23%), e-Gobernanza (66.67%) y e-Deliberación (66.67%) son los temas más frecuentemente analizados y examinados usando los casos de estudio
s como metodología cualitativa. Sin embargo, en los estudios de EE. UU., observamos que las metodologías usadas son las cuantitativas, en concreto los análisis de regresión, especialmente en e-Campañas electorales (41.67%), e-Comunidad (63.63%), e-Consulta (50%) y e-Deliberación (55.56%). En ambos casos, el resto de metodologías son poco usadas.

Cuadro Pagina 119 nº 56 .jpg

En resumen, los investigadores europeos tienden a hacer mayor uso de las metodologías cuantitativas que las cualitativas, percibiéndose un relativo cambio en 2008, donde las metodologías cuantitativas comienzan a tener mayor importancia y protagonismo. Mientras que en el caso de los investigadores norteamericanos, desde el año 2002 usan para sus análisis e investigaciones metodologías cuantitativas. En consecuencia, llegamos a la conclusión de que los estudios llevados a cabo en EE. UU. reflejan una fase más avanzada, mientras que los estudios en ciudades europeas tratan de cambiar en el 2008.

Además, este tema de investigación parece ser de interés para una comunidad académica muy diversa, con académicos procedentes de campos de la comunicación (27,65%), políticas públicas (26,11%), y administración pública (19,63%) (Gráfico 2), aunque también se observó la existencia de áreas de conocimientos heterogéneas, tales como ciencias de la computación, ciencias de la información y biblioteconomía. Por otro parte, la contribución de los profesionales en esta área de investigación es insignificante (5,85%), cuando su visión práctica y conocimiento de primera mano podría favorecer el avance en esta área de conocimiento.

Cuadro Pagina 120 nº 56.jpg

Con respecto a las temáticas preferentes por las principales revistas, dentro del campo de la administración pública están especialmente interesadas en artículos sobre el uso de la toma decisiones sobre los procesos participativos y la discusión sobre temas políticos en línea. Las revistas de comunicación tienden a resaltar los elementos en el uso de herramientas interactivas en las campañas políticas (véase Tabla 6). Y por último, las revistas de Ciencias de la Información, por un lado, Social Science Computer Review está particularmente interesada en los artículos sobre como la participación de la sociedad podría mejor la forma de la democracia, mientras que Aslib Proceedings y Information and Society recogen estudios sobre e-Campañas electorales y e-Deliberación, respectivamente.

Cuadro Pagina 121 nº 56 .jpg

5. CONCLUSIONES

La e-Participación se ha convertido en el tema principal tratado por algunas revistas (Raadschelders y Lee, 2010), suponiendo un área importante dentro del campo de investigación del e-Gobierno, tal como se ha demostrado en este estudio. Entre los principales temas examinados por los investigadores nos encontramos con artículos que, utilizando herramientas interactivas basadas en la Web 2.0, tratan de establecer un marco de la participación ciudadana en el proceso de toma de decisiones del gobierno, ofreciendo foros de discusión a través de los cuales la ciudadanía pueda plantear sus inquietudes acerca de las propuestas políticas sin ser sometidos a restricciones (Chang y Jacobson, 2010). De igual forma, en los últimos años los académicos han centrado su interés en el comportamiento de los políticos, cómo estos usan las diferentes herramientas online para hacer campaña política (Lattimer, 2009).

Sin embargo, en la investigación hay varios temas que no han sido ampliamente tratados por los investigadores, tales como problemas relacionados a las diferentes barreras y restricciones a las que se enfrentan los ciudadanos para acceder a estas nuevas herramientas de interacción que hacen que la participación no sea completa, y como las diferentes estrategias gubernamentales implantadas pueden favorecer esta participación (Julnes y Johnson, 2011). Debido a la relevancia de las personas con discapacidad y mayores, este es un tema de investigación con alto potencial para ser considerado en el futuro y deber ser analizado profundamente por la comunidad académica.

Estas investigaciones deben identificar si las políticas de accesibilidad establecidas por las administraciones públicas están realmente cumpliendo con los requisitos de acceso y el uso apropiados de las nuevas tecnologías. Además, los estudios deberían considerar la percepción de las personas discapacitadas y mayores sobre las ventajas de las nuevas tecnologías y, si tienen acceso a las mismas, disponiendo de las habilidades de aprendizaje necesarias para participar en los asuntos sociales. La investigación debe poner de relieve los problemas a los que los ciudadanos se enfrentan, y si las políticas realmente cubren las necesidades de estos ciudadanos, incluso para hacer comparaciones entre los gobiernos de diferentes países con el objetivo de identificar sinergias en buenas políticas sociales y las prácticas necesarias para reducir esta brecha digital.

Hay temas de investigación que no han tenido el suficiente tratamiento por parte de la comunidad académica, como podría ser el importante papel que desempeñaría el voto electrónico a la hora de revitalizar la participación de los ciudadanos (Kenski, 2005). En este sentido, los investigadores deben demostrar si las herramientas tecnológicas están sido usadas por los ciudadanos en su vida diaria, si realmente permiten participar en la toma de decisiones en los procesos de ajuste y aplicación de medidas de los gobiernos, favoreciendo la democracia, o si por el contrario, estas herramientas son sólo usadas en ocasiones específicas –elecciones generales-, donde los gobiernos ponen a disposición de los ciudadanos este tipo de recursos, sin que esto se mantenga en el tiempo.

Del mismo modo, no hay estudios donde los ciudadanos son los protagonista de la e-Participación, en particular con respeto a la obtención de una comprensión detallada de factores tales como las necesidades, dificultades y barreras a las que se enfrentan Sæbø et al. (2008). Los estudios empíricos versan sobre las políticas implementadas por las administraciones públicas, pero son muy pocos los que realmente se centran en conocer la opinión de los ciudadanos, e incluso en analizar su comportamiento ante el uso y acceso a una nueva herramienta, determinando realmente si se produce una simbiosis favoreciendo una comunicación y participación bidireccional entre gobierno y ciudadanía.Ç

Nuestro análisis muestra que la evolución de la e-Participación tiene algunas similitudes con las de e-Gobierno (Rodríguez et al., 2010). Ambos son campos de investigación eclépticos, capaces de reunir diferentes disciplinas, campos y áreas de investigación. Cada &aacute
;rea de investigación aporta las teorías y metodologías propias y afines a su área de estudio, empleando los métodos y técnicas que consideran más correctos para examinar el fenómeno, implicando a su vez, continuos cambios que no favorecen la maduración de la disciplina científica (Saebo et al., 2008). En este sentido, esta investigación pone de manifiesto que la evolución mostrada en ambos continentes ha sido diferente. Así, aunque en las temáticas la tendencia ha sido parecida, la utilización de herramientas metodológicas ha seguido caminos opuestos.

Las investigaciones llevadas a cabo en Europa, se caracterizan por la utilización de las metodologías cualitativas y en concreto, los estudios de casos, los cuales ofrecen usualmente ilustraciones de experiencias particulares, ofreciendo una visión descriptiva de esa experiencia (presentación del desarrollo de un proyecto de e-Participación), ofreciendo simplemente un enfoque práctico, carentes de base teórica, lo cual es característico de un área de investigación joven (Saebo et al., 2008; Sandford y Rose, 2007), y de marcada naturaleza empírica y sociológica del campo de estudio de la administración pública (Ragad, 2005). En este sentido, se hace uso de la encuesta y el análisis de contenido, para terminar presentando opiniones y datos meramente descriptivos, muestra de una investigación poco consistente (Saebo et al., 2008).

Sin embargo, en USA, la investigación ha sufrido una evolución distinta. Las metodologías utilizadas son en su mayoría cuantitativas, la cuales requieren la estimación de las relaciones causales a través de una combinación de técnicas estadísticas, tales como el análisis de regresión y los modelos de ecuación estructurales, ofreciendo resultados más sólidos y fiables (Bailey, 1992). Con este tipo de metodología, los argumentos teóricos se pueden crear, mejorar la comprensión, sobre la base de datos empíricos que corroboren las hipótesis deductivas, dando lugar a nuevas teorías que enriquezcan las ya existentes. De esta forma, se trata de mejorar la calidad de los trabajos descriptivos existentes, y llenar los vacios en el conocimiento.

En términos generales, la investigación sobre e-Participation reúne a investigadores de diversas áreas de conocimiento con diferentes tradiciones de investigación y metodologías, de ahí que los métodos empleados y las teorías recurrentes sean multidisciplinares. Esta diversidad y heterogeneidad nos lleva a afirmar que estamos ante un campo de investigación incipiente, en el que cada área académica realiza sus aportaciones en metodologías y temáticas, lo que ocasiona la existencia de una gran variedad de temáticas heterogéneas, sin que esto conduzca al alcance de una madurez en un futuro inmediato de este campo de investigación, ya que no existen bases propias y teorías comunes que lo favorezcan.

Pese a ello, nuestros resultados indican que lejos de obtener sinergias con la participación de investigadores de diferentes áreas de investigación, lo frecuente es la cooperación de investigadores pertenecientes a la misma universidad y área de conocimiento. Por lo que, es necesario mejorar los trabajos descriptivos existentes, utilizando métodos de investigación más sofisticados que den repuesta a las demandas gubernamentales y sociales que desafían la medición. Para ello sería necesaria una mayor involucración de los profesionales. Sin embargo, está área de investigación tiene la particularidad de una falta de colaboración entre las áreas profesionales y académicas a la hora de la elaboración de los artículos por parte de estos, particularidad esta también denotada por el campo de investigación del e-Gobierno (Rodríguez et al., 2010).

En resumen, la e-Participation es un campo de investigación no maduro, que necesita de enfoques metodológicos con sustento teórico. La visión aportada por este trabajo de investigación podría ser considera un punto de partida que ayudaría a los investigadores a entender cómo se puede orientar sus futuros trabajos de investigación, formar alianza con otros académicos y profesionales con la intención de configuración de teorías y aplicación de métodos comunes, tratando de dar respuesta a las demandas sociales de un entorno dinámico y globalizado, que refuerce el desarrollo de un marco teórico para que la aplicación de las herramientas de la e-Participation puedan contribuir a mejorar la democracia y el proceso político formal, por medio de una comunicación eficaz entre los ciudadanos, políticos, funcionarios y otros stakeholders que puedan verse afectados por decisiones colectivas.



6. BIBLIOGRAFÍA

Bailey, M. T. (1992). Do Physicists Use Case Studies? Thoughts on Public Administration Research. Public Administration Review, vol. 52 (1): 47-55.
Julnes, P. And Johnson, D. (2011). Strengthening Efforts to Engage the Hispanic Community in Citizen-Driven Governance: An Assessment of Efforts in Utah. Public Administration Review, vol. 71 (2): 221-231.
Bingham, R. D. And Bowen, W. (1994). Mainstream Public Administration over time: A Topical Content Analysis of Public Administration Review. Public Administration Review, vol. 54 (2), 204-208.
Bowman, J. S. and Hajjar, S. G. (1978b). The Literature and American Public Administration: Its contents and contributions. Public Administration Review, vol. 38 (2): 156-165.
Braadbaart, O. And Benni, Y. (2008). Public Sector benchmarking: a survey of scientific articles, 1990-2005. International Review of Administrative Sciences, vol. 74(3): 421-433.
Chang, L. and Jacobson, T. (2010). Measuring Participation as Communicative Action: A Case Study of Citizen Involvement in an Assessment of a City’s Smoking Cessation Policy-Making Process. Journal of Communication, vol. 60: 660-679.
Coursey, D. and Norris, D. F. (2008). Models of E-Government: Are They Correct?. An Empirical Assessment. Public Administration Review, vol. 68 (3): 523-536.
Forrester, J. P. And Watson, S. S. (1994). An Assessment of Public Administration Journals: The Perspective of Editors and Editorial Board Members. Public Administration Review, vol. 54 (5): 474-482.
Hartley, J. (2005). Innovation in Governance and Public Services: Past and Present. Public Money and Management, vol. 25 (1): 27-34.
Heeks, R. and Bailur, S. (2007). Analyzing e-government research: Perspectives, philosophies, theories, methods, and practice. Government Information Quarterly, vol. 24 (1): 243-265.
Jiang, M. And Xu, H. (2009). Exploring Online Structures on Chinese Government Portals: Citizen Political Participation and Government Legitimation. Social Science Computer Review, vol. 27 (2): 174-195.
Kenski, K. (2005). To I-Vote or Not to I-Vote? Opinions About Internet Voting from Arizona Voters. Social Science Computer Review, vol. 23 (3): 293-303.
Klijn, E, Edelebons, J. and Steijn, B. (2010). Trust in Governance Networks: Its Impact and Outcomes. Administration and Society, vol. 42 (2): 193-221.
Kriebel, L. and Lapham, L. (2008): “Transition to Electronic Resources in Undergraduate Social Science Research. A Study of Honor Theses: Bibliographies, 1999-2005”. College and Research Libraries, vol. 69 (3): 268-283.
Krieppendorff, K. (1980). Content analysis: an introduction to its methodology. USA: Sage Publications, Inc.
Lan, Z. And Anders, K. K. (2000). A Paradigmatic View of Contemporary Public Administration Research: An Empirical Test. Administration and Society, vol. 32 (2): 138-165.
Lattimer, C. (2009). Understanding the complexity of the digital divide in relation to the quality of House campaign websites in the United States. New Media and Society, vol. 11 (6): 1023-1040.
Legge, J. S. Jr. And Devore, J. (1987). Measuring Productivity in U.S. Public Administration and Public Affairs Programs 1981-1985. Administration and Society, vol. 19 (2): 147-156.
Macintosh, A. (2004) Characterizing E-Participation in Policy-Making. Proceedings of the Thirty-Seventh Annual Hawaii International Conference on System Sciences (HICSS-37), January 5 – 8, Big Island, Hawaii.
McCurdy, H. E. and Cleary, R. E. (1984). A Call for Appropriate Methods. Public Administration Review, vol. 44 (6), 49-55.
McMillan, P., Medd. A. and Hughes. P. (2008). Change the World or the World Will Change you: The future of Collaborative Government and Web 2.0, Deloitte Touche Tohmatsu. www.deloitte.com
Nabatchi, T. (2010). Addressing the Citizenship and Democratic Deficits: The Potential of Deliberative Democracy for Public Administration. American Review of Public Administration, vol. 40 (4), 376-399.
Osimo, D. (2008). Web 2.0 in Government: Why and How? European Commission. Joint Research Centre. Institute for Prospective Technological Studies.  www.ec.europa.eu
Pratchett, L. (2007). Comparing Local e-Democracy in Europe: A preliminary report. Included in United Nations (2007), E-Participation and E-Government: Understanding the Present and Creating the Future, New York, USA: United Nations.
Quintelier, E. and Vissers S. (2009). The effect of Internet use on Political Participation. An analysis of Survey Results for 16-Year-olds in Belgium. Social Science Computer Review, vol. 26 (4): 411-427.
Raadschelder, J. C. N. And Lee, K. H. (2010). Trends in the Study of Public Administration: Empirical and Qualitative Observations from Public Administration Review, 2000-2009. Public Administration Review, vol. 71 (1): 19-33.
Robbins, M. D., Simonsen, B. And Feldman, B. (2008). Citizens and Resource Allocation: Improving Decision Making with Interactive Web-Based Citizen Participation. Public Administration Review, vol. 68 (3), pp. 564-575.
Rodríguez  Bolívar, M. P., Alcaide Muñoz, L. and López Hernández, A. M. (2010). Trends of e-Government Research. Contextualization and Research Opportunities. The International Journal of Digital Accounting Research, vol. 10: 87-111.
Rose, J., Grönlund, Å. and Andersen, K. V. (2008). Introduction. Included in Avdic, A., Hedström, K., Rose, J., and Grönlund, Å (editors) (2008), Understanding eParticipation – Contemporary PhD eParticipation Studies in Europe, Sweden: Örebro University Library.
Saebo, O., Rose, J. and Flak, L. S. (2008): The shape of e-Participation: Characterizing an emerging research area. Government Information Quarterly, vol. 25 (3), 400-428.
Sanford, C. And Rose, J. (2007): Characterizing e-Participation. International Journal of Information Management, vol. 27 (4): 406-421.
Scholl, H. J. (2010). E-Government: Information, Technology, and Transformation. Volume 17. Advances in Management Information Systems. Armonk, USA: M. E. Sharpe Inc.
Wilkinson, S. (1997). Focus group research.  In Silverman (Ed.), Qualitative research: Theory, method and practice, 177-199.
Wright, B. E., Manigault, L. J., and Black, T. R. (2004). Quantitative Research Measurement in Public Administration: An Assessment of Journal Publications. Administration and Society, vol. 35 (6): 747-764.
Yildiz, M. (2007). E-government research: Reviewing the literature, limitations, and ways forward. Government Information Quarterly, vol. 24 (3): 646-665.

 

Post a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies